CON TU FIRMA CAMBIAREMOS EL PERÚ EN BENEFICIO DE TODOS LOS PERUANOS

Es hora del cambio y de una verdadera Reforma Constitucional que permita alcanzar el desarrollo, bienestar, seguridad social y laboral a los peruanos y peruanas que habitan en el suelo patrio y más allá de sus fronteras. Esto sólo se logrará con la participación de todos aquellos que queremos una nueva nación con Democracia Directa, donde el pueblo como dueño del poder participe en las decisiones de gobierno, y ejecute las acciones de control, fiscalización y sanción a las principales autoridades que elige en las urnas, a fin de evitar el nepotismo, la corrupción, el enriquecimiento ilícito y tantas otras negativas acciones, en las que suelen incurrir las autoridades de turno, afectando el desarrollo e igualdad de los pueblos, pues acrecienta  el descontento y las diferencias sociales y económicas entre los ciudadanos.

Por ello, para que nunca más, los gobernantes hagan lo que quieran y diseñen constituciones a su antojo y a los intereses de sus allegados, modifiquemos la Constitución Política de 1993, firmando los planillones de la convocatoria a Referéndum Nacional para aprobar el Proyecto de Reforma Constitucional, que viene impulsando el pueblo, representado en los Fonavistas y en la organización política Democracia Directa.

La Reforma Constitucional modificará el sistema político tradicional por la Democracia Directa como sistema de gobierno, pues el pueblo como dueño de poder sólo delega funciones, como es la Legislativa y la Ejecutiva y, dentro de poco, con esta nueva propuesta delegará la función Judicial a través de las elecciones a dichos representantes, a quienes además podrá revocar en caso de incumplir la voluntad popular, como es la vacancia y revocatoria del Presidente de la República y la revocatoria de los congresistas y jueces. ¡Desterrando así a la corrupción y a la impunidad!

Asimismo, no basta que sean reconocidos como derechos constitucionales la educación y la salud, sino que sean declarados como Derechos Humanos, así como el Agua y el territorio, que se incluye en esta propuesta, a fin de que el Estado asuma su responsabilidad y garantice el acceso a todos los ciudadanos de estos derechos.

En materia laboral, el Estado brindará protección a los derechos laborales y sindicales, la remuneración será equitativa y suficiente, el pago de éste y de los beneficios sociales tienen prioridad para el empleador público y privado, pues en caso de incumplimiento se garantiza con el embargo del patrimonio personal del empleador y otros.

En cuanto a materia pensionaria, todo ciudadano peruano tiene derecho a una pensión al cumplir los 65 años de edad, haya o no aportado a un sistema de pensiones, debido a que aportó al Estado a través de los impuestos directos e indirectos. Asimismo, tienen derecho a la jubilación aquellos que aportaron a un sistema de pensiones a los 60 años de edad.

Estos y otros cambios se lograrán con tu firma en los planillones de la Reforma Constitucional, que modificará 91 artículos de los 206 que contiene la actual Carta Magna, es la hora del desarrollo y del cambio económico y político para vivir en paz y en armonía. Esto también permitirá que el Estado participe directamente en la economía del país generando las condiciones necesarias que permitan el progreso y bienestar de todos los peruanos.

¡Descarga y firma hoy los planillones de la

Reforma Constitucional por un mejor mañana! (Descargar)